Lun, 20 Oct 2014 - 05:18 AM
Portada Secciones Publicacion
Síndrome de pie inquieto, tan común como la diabetes.
Dom, 21 Oct 2012 - 04:00 AM
Existen personas que sin razón aparente sienten la necesidad de estar moviendo sus extremidades, regularmente los pies, algunos tratan de ocultarlo y otros lo justifican sin darse cuenta que podrían estar enfrentando una enfermedad.
Por Jesús Bustamante
Existen personas que sin razón aparente sienten la necesidad de estar moviendo sus extremidades, regularmente los pies, algunos tratan de ocultarlo y otros lo justifican sin darse cuenta que podrían estar enfrentando una enfermedad y ni siquiera saberlo. 

El sentir dicha necesidad podría deberse a un padecimiento llamado síndrome de piernas o pie inquieto, que sin importar el lugar y solo por haber estado unos minutos sereno comienza a manifestarse.

El Neurólogo del Hospital General de Culiacán, Jorge Villareal Careaga asegura que “es mucho más frecuente en las piernas y tiene la característica de presentarse durante el reposo, cuando el paciente camina no siente nada, al momento en que se pone a descansar es cuando empieza la manifestación sensitiva, anormal, rara en las extremidades inferiores predominantemente”.

La situación es más intensa durante las noches, el deseo de moverse es latente e incluso, estas personas sacuden sus piernas estando dormidas lo que genera despertar constantemente.

“Esto sucede periódicamente, repetitivamente respetando entre 20 y 90 segundos entre un movimiento y el otro, esto con frecuencia fragmenta el sueño”, aseguró.

Dicho trastorno neurológico suelen ser problemas en los nervios periféricos o durante el embarazo, pero el problema más frecuente es la falta de hierro y a pesar de ser un problema frecuente entre los adultos mayores, suele aparecer desde temprana edad, pero pocas veces buscan un tratamiento.

“Estiman que adultos entre los 30 y 60 años de edad, aproximadamente un ocho por ciento de la población general tiene este problema, para dar una idea, hablamos que en México, la prevalencia de diabetes entre un ocho y diez por ciento, ósea que más o menos es tan frecuente como la diabetes misma”, reveló.

Villareal Careaga asegura que las personas que padecen el síndrome de piernas o pie inquieto, suele buscar una explicación común al movimiento desmedido de las extremidades inferiores, asociándolo con el estrés o los nervios, pero lo cierto es que si no se atiende puede ocasionar serios problemas.

Algunos de ellos son del tipo laboral, son personas que no pueden permanecer demasiado tiempo quietas y se les dificulta emprender viajes, sobre todo en avión o en autobús, donde requieren estar casi inmóviles para no incomodar a las demás personas.

El Diario
Los Mochis, México
© 2010 - 2014